miércoles, 19 de agosto de 2009

Terrier

Terrier
Terrier es el nombre genérico de un grupo de razas de perros que comparten un origen común, pero que tienen características físicas tan diversas que en algunos casos resulta difícil pensar que están emparentadas. Los terrier suelen ser perros pequeños o medianos, y generalmente tienen un carácter inquieto y decidido.
La mayoría de estas razas se originaron en Gran Bretaña, pero existen terrier de diferentes partes del mundo.
La palabra Terrier (en francés) deriva del latín Terra, que significa tierra. Estos perros fueron denominados conjuntamente con ese término debido a que eran empleados principalmente para cazar, bajo tierra, animales de madriguera. Los perros entraban a las madrigueras de las presas y las hacían salir, o simplemente les daban muerte ahí adentro.
Si bien todas las razas de este grupo llevan la palabra terrier en su nombre, no todas las razas que llevan este término pertenecen al grupo. Por ejemplo, el terrier negro ruso corresponde al grupo de los perros tipo pinscher y schnauzer.
Por otra parte, no todos los perros que cazan bajo tierra se denominan terrier. Por ejemplo, los teckel (comúnmente conocidos como perros salchicha), son perros de caza en madriguera, pero no son terrier.
Usos de los terrier
El uso principal que se les daba antiguamente a estos perros era la caza de animales de madriguera, tales como zorros, conejos, ratas, tejones y marmotas.
En los años 1800, los terrier también fueron utilizados para una práctica cruel y riesgosa desde el punto de vista sanitario: competencias en las que un perro debía matar ratas. Simplemente se soltaba un perro dentro de una fosa en la que había ratas, y el ganador era el terrier que mataba más ratas en menos tiempo.
Algún tiempo después, los terrier fueron incluidos en la cruel y sanguinaria práctica de las peleas de perros. Los organizadores de estas peleas buscaban perros más ágiles que los molosos que empleaban, y para esto decidieron hacer cruces entre esos perros y algunos terrier. De esta forma, garantizaban mayor agilidad sin perder el carácter combativo y valiente de sus perros de pelea. El resultado de esos cruces dio los ancestros del actual pitbull y los demás terrier del tipo "bull".
En la actualidad, los terrier son empleados principalmente como perros de compañía, aunque en algunos lugares se siguen usando como perros de caza menor en madriguera. Sin embargo, las líneas de sangre de exposición suelen tener características un poco diferentes a las de las líneas de trabajo, siendo poco efectivas para estos fines. Generalmente, las líneas de exposición son un poco más grandes y robustas, lo que les dificulta entrar y maniobrar en las madrigueras.
Ocasionalmente también se usan los terrier como perros de guarda y defensa, pero la mayoría de las razas de este grupo no son lo suficientemente grandes como para ser perros de protección. La excepción a esa regla es el Airedale terrier, cuya altura a la cruz ronda los 60 centímetros y puede ser un defensor fiero y combativo.
Tipos de terrier
Dependiendo de la fuente que se busque o de la sociedad canina que se use de referencia, se pueden encontrar diferentes clasificaciones para los perros terrier. Sin embargo, de acuerdo con la clasificación de la Federación Cinológica Internacional (FCI), los terrier se clasifican en cuatro tipos principales: de talla grande y media, de talla pequeña, de tipo "bull" y de compañía.
Sin embargo, también existen otras razas de perros que llevan el término terrier en sus nombres, pero que por sus características físicas no encajan bien en el tercer grupo de la clasificación FCI, y por eso se incluyen en otros grupos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada